Print
Por: Revista Latina | en: Actualidad | el: 02.12.19 | Imprimir


Ayer domingo 1 de diciembre entró en vigor en Japón, el aumento en las multas y el número de puntos que perderán las personas que utilicen un teléfono u otros dispositivos mientras conducen.
 
También se estableció que quienes reincidan en esta falta estarían sujetos a la suspensión temporal o cancelación de su licencia de conducir, hecho que se haría de forma inmediata en caso de causar un accidente.  

La medida adoptada se debe al aumento de casos de conductores que por maniobrar sus teléfonos u otros dispositivos cometieron faltas o causaron accidentes. Cabe mencionar que en 2016 un conductor atropelló a dos mujeres por estar jugando con su teléfono, una murió y la otra sufrió la rotura de la pelvis y otras lesiones graves.
 
Fuente: NHK