Información para los extranjeros que deseen ir a TOHOKU como: VOLUNTARIOS

Por: | en: Terremoto en Tohoku | el: | Imprimir Print



La reconstrucción de la zona afectada por el terremoto y el tsunami del pasado 11 de marzo, no tardará un mes, ni dos, la realidad es que se necesitará de mucho tiempo y sobre todo del trabajo de todos. Son muchos los latinoamericanos que desean ofrecerse como voluntarios en la región de Tohoku, este es un resumen de algunas instituciones que organizan a los voluntarios y por medio de las cuales se puede apoyar.


Para ir como voluntariosen la zona damnificada
Recordemos que asistir como voluntario no solo es llevar nuestra buena voluntad, es necesario estar preparados y registrarse. Aquí algunas opciones:

1. Registrarse en el Centro de Voluntarios de Sismos que hay en cada municipio y esperar a ser llamadoEn esta página hay una lista de los Centros de Voluntarios en cada prefectura:

2. Registrarse en una ONG u otra institución con programas de voluntariado y coordinar fechas para ir: Estas son algunas organizaciones, información de contacto en las siguientes webs:
Si eres estudiante universitario puedes ingresar a:
Estas páginas Webs también tienen información actualizada:

3. Organizarse en grupos independientemente, sabiendo bien qué se va a hacer y cómo. Hay varios grupos que se manejan en inglés y japonés, sobre todo en Facebook. Aquí hay algunos que actualizan constantemente la información:


Para ayudar en Tokio y otras prefecturas
Si no puedes desplazarte a la región de Tohoku también puedes hacer trabajo voluntario en Tokio y otras prefecturas, estas son algunas organizaciones:

Seguro de vida para trabajos voluntarios
Los centros de voluntarios (VC) piden que saquen un SEGURO DE VIDA PARA TRABAJOS VOLUNTARIOS antes de ir. El seguro no sólo cubre gastos médicos si uno sufre heridas durante el trabajo como voluntario, también cubre los costos si uno causa heridas accidentales a otros o daña accidentalmente una propiedad. Es válido para 1 año y muy accesible (500 a 1500 yenes). Se puede solicitar llenando un formulario en esta página en japonés: http://www.fukushihoken.co.jp/
Este seguro se puede pagar en algunos municipios de la zona de Tohoku, pero lo ideal es ir con el seguro de manera anticipada ya que las municipalidades están desbordadas de trabajo.


Normas básicas a seguir como voluntarios
Según el Consejo Nacional de Bienestar Social 
  1. Ir a la zona damnificada bajo responsabilidad propia.
  2. Reunir la información necesaria sobre su punto de destino antes de ir. Contar con la aprobación de su familia. Contactar al centro local de voluntarios para saber cómo se puede ayudar y qué cosas se deben tener en cuenta.
  3. Estar en buena condición física. Si no se siente bien, es mejor postergar el viaje.
  4. Asegurarse el alojamiento por cuenta propia antes de ir. Preparar agua, comida y todo lo que necesite para uso personal.
  5. Luego de arribar al lugar, ir al centro de voluntarios y registrarse.
  6. Confirmar los números de contacto locales para emergencias e informarse sobre el lugar (geografía, temperatura, etc.)
  7. Ser considerado con los damnificados, respetar sus sentimientos y privacidad, actuar y comunicarse con tacto y sensibilidad.
  8. Seguir las instrucciones de los centros de voluntarios y coordinadores locales. No actuar individualmente. 
  9. Servir de acuerdo a lo que puede hacer. Tomarse descansos cuando los necesite.
  10. Contratar un seguro especial para actividades de voluntarios.

Importante: Hay que tener en cuenta que ES FUNDAMENTAL SABER JAPONÉS. 
Hay organizaciones que aceptan personas que pueden comunicarse en inglés, pero en general están dando prioridad a los que saben hablar japonés. Si de todas maneras desea ir puede organizarse con un grupo de amigos o familiares y anotarse en los enlaces arriba mencionados pero uno de los miembros del grupo tiene que saber japonés, ya que no hay traductores disponibles.
Hay que ir con el equipo y herramientas adecuadas: botas de lluvia, conjuntos impermeables (pantalón y chaqueta), guantes de trabajo, bolsas de dormir, carpas. Hay centros de voluntarios que no tienen suficientes herramientas de trabajo (palas, baldes, cascos, etc.); antes de ir siempre es conveniente averiguar qué se necesita.

Testimonio de una voluntaria
1. ¿Con qué organización fuiste como voluntaria?
Con la NPO ALL HANDS.2. 
¿A dónde fuiste y cuántos días te quedaste? ¿Cómo eran las condiciones del alojamiento?
Estuve en Ofunato, Iwate-ken. Me quedé 8 días en total (principios de mayo). 
Nos alojamos en un Centro de Servicios Sociales de Ofunato que All Hands nos proveyó. Sólo precisamos llevar bolsa de dormir. Trabajamos en una escuela de Rikuzentakata  y pude ver el árbol que quedó en pie (el Árbol del Milagro). Rikuzentakata sufrió una destrucción terrible. Me pareció increíble ver algunos árboles de sakura (cerezos) florecidos a pesar de que el tsunami pasó sobre ellos.
En el Centro podíamos usar el ofuro (baño caliente), después de que los damnificados y pacientes del Centro lo usaran. Por la mañana nos servían desayuno (café, té, pan y cereales, y a veces bananas), el almuerzo era obento y por la noche cenábamos en el centro. El pago por los gastos diarios era un monto razonable y además optativo. En la ciudad teníamos agua potable para beber. Me impresionó la organización de esta NPO, porque así facilitan la participación de los voluntarios. Los voluntarios sólo precisamos pagar el transporte hasta el lugar, de allí  fuimos a los lugares de trabajo a pie o en un ómnibus que ellos contrataban.
3. ¿Qué tareas te asignaron?
Limpiar escombros, sacar el barro y otros residuos. Limpiar y desmantelar el interior de las casas para que las puedan reformar. Rescatar o recuperar muebles.
4. ¿Qué cosas aprendiste de esta experiencia?
Que ayudar a otros es importante, pero escuchar a los damnificados es igualmente muy importante. 
5. ¿Qué le aconsejarías a alguien que quiere ir como voluntario en las semanas o meses siguientes?
No exceder sus propios límites y siempre que lo precisen, conversar lo que están sintiendo durante o después de la experiencia, porque por más que uno crea que no lo siente, el trabajo es muy emocional también.
6. ¿Cualquier otro comentario que quieras agregar?
Si van, conocerán personas increíbles, tanto personas locales como los voluntarios. Si hablan japonés, traten de conversar con las personas de la región.

Una bella historia
En una de las reuniones de voluntarios a la que asistí contaron esta historía que comparto: Una señora de avanzada edad que vivió toda su vida en Ishinomaki tenía una frutería que fue totalmente destruida. Cuando llegaron los voluntarios extranjeros, ella se acercó y les dijo sonriendo: "esta era mi tienda en la que vendía frutas, pero ahora tendré que vender jugo...” Los voluntarios se quedaron atónitos ante semejante humor y no entendían cómo esta señora podía expresar alegría en medio del dolor y la devastación.
Entonces ella dijo: "La vida es caminar, tropezarse a veces, seguir caminando, y encontrar razones para reír. Si uno puede comer 3 comidas al día, debe hacer 3 cosas buenas en ese día como agradecimiento. Todo lo bueno que hagas, volverá a ti”.

Por: Lily
Autora del Blog "Después del temblor”
Este texto fue extraído y editado del blog bajo su autorización.

Las fotos del presente artículo fueron cedidas por el grupo de voluntarios de Nikkei Youth Network. En esta foto se observa a los voluntarios teniendo que recuperar las "boyas” que utilizan los pescadores que fueron arrastradas por el mar a zonas alejadas de la costa.






tu nombre*

correo electronico*

comentarios*

validador*
 








ラテンクリスマス神戸2018 /Navidad Latina Kobe 2018




  • Boletín de Noticias

  •  
  • Suscribirse


















Copyright © , Revista Latina | Aviso Legal y Protección de Datos.

close